Algo que preocupa mucho a todos los padres y madres que acaban de tener un bebé, especialmente si es el primero, es ser capaces de comprender cuando algo es normal y cuándo el bebé tiene algún problema. Al fin y al cabo, adivinar la razón por la que tu bebé llora, no siempre es fácil.

Una de estas preocupaciones tiene que ver con la frecuencia con la que los bebés hacen caca. Pensar que “mi bebé no hace caca” es bastante común, puesto que los bebés no tienen el mismo ritmo intestinal que los adultos.

¿Cómo puedes saber cuándo tu bebé está estreñido y cuándo está haciendo caca de acuerdo con lo normal? En Suavinex te lo contamos todo.

¿Cuánto tiempo puede estar mi bebé sin hacer caca?

Como ya hemos mencionado más arriba, los bebés no hacen deposiciones con la misma frecuencia que los adultos. De hecho, para ellos supone un cierto esfuerzo, por eso es común ver como el bebé pone cara de esfuerzo e incluso se pone rojo, cuando está haciendo caca.

La primera deposición del recién nacido se llama meconio y tiene lugar tras las primeras 24 o 48 horas después del parto. Tiene un aspecto similar al del alquitrán, de color negro y textura pegajosa.

Posteriormente, durante unos días, tu bebé hará una caca de color verdoso pálido y de densidad muy líquida a las que se denomina deposiciones de transición. También cabe la posibilidad de que no haga caca en absoluto durante los primeros días después de expulsar el meconio, porque tu bebé haga una muy buena absorción del calostro.

Más adelante, cuando la lactancia materna esté un poco más establecida, los bebés empiezan a hacer deposiciones muy frecuentes, de colores amarillentos y semilíquidas si toma lactancia materna exclusiva o un poco más densas si toma lactancia artificial o lactancia mixta. Dependiendo del bebé la frecuencia será de entre cuatro o cinco veces al día o una vez por cada vez que maman.

Durante los tres o cuatro primeros meses de vida, las deposiciones del bebé se irán haciendo más regulares. Sin embargo, debes tener en cuenta que muchos bebés chiquitines pueden pasar dos o incluso tres días sin hacer caca, sin que esto suponga que están estreñidos o pasándolo mal. Algunos bebés pueden incluso llegar a una semana entera sin hacer caca.

Razones por las que mi bebé no hace caca

A veces los recién nacidos no hacen caca porque sus cuerpos están aprovechando al máximo la lactancia materna y, por lo tanto, no producen tantos deshechos.

Otro motivo puede ser, sencillamente, que no saben. Hacer deposiciones requiere un cierto control de la tensión y relajación del esfínter que algunos bebés no tienen durante los primeros meses de vida. A veces los verás hacer esfuerzo sin que salga nada. No te preocupes, probablemente solo están practicando. A esto se le llama disquecia del lactante.

Señales de que tu bebé está estreñido

Pero entonces ¿cómo puedes saber cuándo tu bebé sufre estreñimiento? Hay algunas señales a las que puedes prestar atención para distinguir cuando el bebé está estreñido y cuando simplemente no tiene necesidad de hacer caca durante varios días.

Para empezar, debes saber que los bebés que toman leche de fórmula suelen tener más tendencia a sufrir estreñimiento que los bebés que reciben lactancia materna exclusiva, debido al contenido en grasas.

Una de las señales de que tu bebé está estreñido es que pase varios días sin hacer caca y que, cuando finalmente la haga, tenga forma de bolitas, secas y compactas.

Si tu bebé no hace caca porque está estreñido, también se mostrará irritado, incómodo, llorará y puede que hasta notes pequeños sangrados cuando sí hace caca. Estos se deberán probablemente a pequeñas fisuras debidas al esfuerzo.

¿Qué hacer cuando un bebé no hace caca?

Aunque muchas personas a tu alrededor te ofrecerán remedios caseros y puede que hasta te sugieran que no hace falta molestar al médico con algo tan tonto como un estreñimiento, pero bajo ningún concepto debes:

  • Darle zumos ni infusiones al bebé: Incluso si tu bebé ya ha comenzado con la alimentación complementaria, esta clase de bebidas no son recomendables para niños tan pequeñitos.
  • No intentes estimularlo: Ni con aceite de oliva, ni con perejil ni con la punta de un termómetro. Recuerda que, a estas edades tan tempranas, muchas veces tu bebé no sabe hacer caca y es importante que no se acostumbre a recibir estímulos para lograrlo.
  • Darle alimentos ricos en fibra si es menor de seis meses. Hay riesgos de adelantar la alimentación complementaria y el estreñimiento de tu bebé no debería incitarte a hacerlo.
  • Nunca hacer lavativas caseras al bebé.

Si quieres echarle una mano a tu bebé para aliviar su malestar, puedes cambiarle la leche de fórmula y asegurarte de que estás siguiendo bien las instrucciones y añadiendo las cantidades correctas.

Si tu bebé ya está empezando a comer otros alimentos, las legumbres, los cereales integrales (pan arroz o avena) y algunas verduras como los pimientos, el puerro o las alcachofas, pueden favorecer sus movimientos intestinales. Para preparar las comidas del bebé de la forma más saludable y manteniendo todos los nutrientes puedes utilizar nuestro Robot de cocina infantil junto a la Vajilla aprendizaje Hygge Rosa pensada para facilitar la alimentación del bebé.

robot de cocina infantil suavinex

Vajilla aprendizaje Hygge Rosa

Y para que los más peques puedan sentarse a comer en la mesa junto a los adultos el Asiento Elevador Portátil para Bebé. Azul es el accesorio perfecto ideal para comer fuera de casa, de peso muy ligero y compatible con la mayoría de las sillas.

Asiento Elevador Portátil para Bebé. Azul

Otra opción es darle un masaje infantil suave en el abdomen que le alivie un poco el malestar.

La mejor opción si el estreñimiento persiste, es hablar con el pediatra para que pueda evaluar la situación y recetar el medicamento apropiado si es que es necesario.

 

Fuentes:

Cómo saber si su bebé está estreñido o hace popó lo suficiente – Healthy Children.org

Mi bebé no hace caca, ¿qué puedo hacer? – Criar con Sentido Común

 

Suavinex Newsletter