¡El verano está a la vuelta de la esquina! Damos la bienvenida a la temporada de aire acondicionado y buscamos alternativas para pasar tiempo al aire libre. Ponerse a remojo es una buena idea, siempre que se haga con seguridad, sobre todo en el caso de los más pequeños. Si has tenido un bebé hace poco, —ya se por parto natural o por cesárea— o estás a punto de darle la bienvenida, seguro que te preguntas cuándo podrás llevarle a la piscina. Te contamos todo lo que debes saber para que pueda disfrutar del agua con total seguridad.

Bebés en la piscina por primera vez

La piel del bebé es muy sensible y reactiva ante las agresiones externas; por eso se recomienda evitar baños en la piscina antes de que cumplan 6 meses de edad. El agua de las piscinas suele contener cloro que puede irritarla y causar molestias. Además, puede ser campo para la proliferación de microorganismos, sobre todo si a la piscina en cuestión es muy popular. Por eso no se recomienda que los bebés menores de 6 meses se bañen en ella.

Otro aspecto que hay que tener en cuenta es que la regulación térmica de los bebés es diferente a la de los adultos. El peligro de hipotermia es real, por lo que la temperatura del agua también resulta un factor de riesgo al que prestar atención.

Tras leer esto puede que te surja una duda: ¿qué pasa con las clases de matronatación? Puedes estar tranquila: tanto la temperatura del agua, como la forma de higienizar el agua, están adaptadas a las características de los bebés.

Pero la piscina no es solo agua y hay otra cuestión importante que tener en cuenta: la exposición solar. Como ocurre con el agua de la piscina, la recomendación para los bebés menores de 6 meses es no exponerlos. Además, por la delicadeza de su piel, tampoco se les puede aplicar protección solar. Si, por cualquier motivo, tu bebé ha de permanecer al sol, para evitar quemaduras solares opta por filtros físicos. ¿Cuáles? En tiendas de deportes puedes encontrar ropa para la playa o piscina con protección solar. También sombrillas e iglús para poner en el suelo. Puedes completar el atuendo piscinero de tu bebé con gafas de sol y gorro, para que esté muy protegido.

Es muy importante cuidar la piel de los pequeños, sobre todo si tu bebé sufre de piel atópica. La dermatitis atópica es uno de los problemas de piel en bebés más comunes, que suele causar enrojecimiento en la piel, así como picor y piel seca. Por eso, siempre que salgas y tu bebé se vea expuesto al sol, debes protegerle.

Beneficios de la piscina para tu bebé

Ir a la piscina con tu bebé, además de ofrecerle diversión también le ofrece muchos beneficios en el desarrollo de tu bebé.

  • Perfecciona su desarrollo psicomotor. En el agua el bebé puede moverse con mayor libertad y podrá desarrollar la coordinación, el equilibrio y el conocimiento del espacio.
  • Mejora su sistema cardio-respiratorio. Al hacer ejercicio en el agua, eso fortalece su corazón y los pulmones.
  • Contribuye en su desarrollo intelectual. El agua estimula la capacidad de juego del bebé, mejorando su creatividad y capacidad de observación.
  • Aumenta el vínculo afectivo con los padres. Pasar tiempo en el agua con tu bebé conseguirá que se desarrollen ciertos vínculos emocionales al compartir momentos juntos en el agua.
  • Ayuda en la socialización. El agua ayudará a tu bebé a mejorar su confianza y comunicación con los demás.
  • Habilidades vitales de supervivencia. Gracias a los ejercicios de flotación e inversión, tu bebé aprenderá a desenvolverse.

Piscinas y bebés: precauciones que no hay que olvidar

Si tu bebé tiene más de 6 meses y vais a la piscina hay algunas precauciones que hay que tener en cuenta.

  • Se recomiendan baños cortos, de menos de 10 minutos.
  • Usa los vasos infantiles de chapoteo mejor que la piscina de niños o adultos.
  • Vigila siempre al bebé y mantenlo sujeto.
  • Evita que le entre agua en los ojos y oídos.
  • Báñalo en momentos en los que haya poca gente para que no se ponga nervioso.
  • Después, dúchalo con agua dulce y sécalo con una toalla para que mantenga la temperatura corporal.
  • Si llevas una piscina hinchable, mejor llénala con agua del grifo.

¿Qué meto en la bolsa de la piscina para mi bebé?

¡Ha llegado el momento! Vas a ir a la piscina con tu bebé por primera vez. ¿Qué metes en la bolsa? Te dejamos una lista de básicos que no debes olvidar. Y, aunque todo es ampliable, te recomendamos no dejarte llevar por los «por si acasos»… tampoco es cuestión de llevar una maleta como las de las vacaciones.

  1. Protector solar, mejor con filtros minerales que con químicos. Saber qué crema solar es adecuada para tu bebé es fundamental. En Suavinex encontrarás nuestra primera crema facial para tu bebé con factor de protección solar 30UVB y UVA. Está pensada para hidratar y proteger la delicada piel de tu bebé, y cuenta con un 80% de ingredientes naturales.mi primera crema facial suavinex
  2. Gorro, para cubrir su cabecita y que no le de directamente el sol.
  3. Gafas de sol que protejan sus ojos del reflejo de los rayos sobre el agua.
  4. Toalla para secarle y mantener la temperatura corporal.
  5. Camiseta o bañador con protección solar.
  6. Pañal para el agua. Para que tu bebé disfrute y se divierta en el agua.
  7. La hidratación de bebes es muy importante, y no debes olvidarla. Por eso puedes llevar contigo loción hidratante para evitar que su piel se reseque.locion hidratante para bebes 500ml suavinex
  8. Si ya las has introducido, llévale algunas frutas como tentempié.
  9. Juguetes para que se entretenga, como el mordedor musical para bebés de Suavinex, con el tu bebé podrá ejercitar las manos y los dientes. Además, este mordedor le proporcionará una estimulación tanto auditiva como visual.mordedor musical suavinex
  10. Pañales y muda para después del agua. Cuando ya esté seco, puedes cambiarle el pañal para el agua por los pañales de bebé de Suavinex, disponibles hasta la talla 6.

pañales bebe talla 6

Esperamos que estos consejos te ayuden cuando llegue de ir a la piscina con tu bebé. En cualquier caso, es aconsejable que primero lo consultes con tu pediatra para que sea el quien te de las indicaciones oportunas. Y si te surge cualquier duda sobre alguno de nuestros productos de la sección baño del bebé de Suavinex, no dudes en consultarnos. ¿Estáis listos para la temporada de piscina? ¡A disfrutar!

¿Conocías cuando podías llevar a tu bebé a la piscina por primera vez?

Fuentes

Diversión y beneficios en la piscina – Revista Mi pediatra