• baby

CONSEJOS

Cómo facilitar el eructo

Hace poco que el bebé ha terminado su toma y, sin embargo, está muy intranquilo. Lo que le pasa es que no ha hecho el eructo, gracias al cual puede eliminar el aire que ha tragado durante la succión. ¿Cómo podemos ayudarle?

 

Éstas son las cuatro posiciones ideales para favorecer el eructo:

Apoyado en tu hombro

Mantén al niño con la espalda erguida y la barriga apoyada en tu pecho. Procura que apoye la cabecita sobre tu hombro. De esta manera, su estómago se distiende y se relaja. Con la mano libre, dale un suave masaje en la espalda, de abajo hacia arriba.

 

Un golpecito sobre la espalda

Siéntale sobre tus rodillas, ligeramente inclinado hacia delante sobre tu mano derecha, pero no excesivamente. Con la izquierda, dale suaves golpecitos en la espalda.

 

Tendido sobre la barriguita

Tiende al niño boca abajo sobre tus piernas, con la cabecita apoyada en tu muslo. Mantén la mano izquierda sobre su culito y con la derecha realízale un masaje firme en la espalda, con movimientos especialmente lentos, suaves, regulares y sin cambios bruscos.

 

Sentado sobre tus rodillas

Cuando el bebé sea capaz de mantener la espalda recta sin esfuerzo, inmediatamente después de comer, siéntale sobre tus piernas y sujétale por debajo de las axilas. Después, haz que dé unos pequeños saltitos.